El Versículo de Hoy : 31 Mayo    

Aun los mancebos se fatigan y se cansan, y los jóvenes tropiezan y vacilan, pero los que esperan en el Señor renovarán sus fuerzas; se remontarán con alas como las águilas, correrán y no se cansarán, caminarán y no se fatigarán.

Isaías 40:30-31

Comentario: ¿Cuál es tu fortaleza? ¿Es tu juventud? ¿Tu sabiduría? ¿Tus amigos? ¿Tu experiencia? Ninguno de nosotros puede respaldarse en su propia habilidad. La salud, la sabiduría, y la riqueza son cosas vulnerables. Solamente el Señor puede asegurarnos que podremos sobrevivir lo impensable, sobresalir en la mundanidad, y regocijarnos en tiempos favorables. ¡Esperemos, pidamos, y dependamos en nuestro Señor!

Oración: Oh Señor, gracias por protegerme en los tiempos adversos de mi vida. Gracias por ayudarme a sobreponerme y aún ayudarme a hacer cosas para ti que nunca hubiera soñado que podría hacer. Padre, gracias por bendecirme durante las idas y venidas de la vida. Dependo de ti y necesito tu ayuda. ¡Por cada cosa buena de mi vida, te alabo y te agradezco! En el nombre de Jesús, oro. Amén y Amén.

 

 
 
 
 

Copyright © 2005, Heartlight.