El Versículo de Hoy : 30 Mayo    

Con Cristo he sido crucificado, y ya no soy yo el que vive, sino que Cristo vive en mí; y la vida que ahora vivo en la carne, la vivo por fe en el Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.

Gálatas 2:20

Comentario: El cristianismo es morir a uno mismo. Algunos ven esta afirmació como espantosa, y débil. "Por qué dejar atrás los deseos, y los anhelos por alguno que alguien nos impone o nos manda?" se preguntan. "Eso parece una esclavitud," amonestan. Sin embargo, no se dan cuenta que el entregar nuestros deseos a Cristo es como que los pájaros entregándose al aire, o los peces al agua. Cuando nos entregamos a Dios, El nos da el poder de ser lo que fuimos creados para ser, nos permite que seamos útiles en maneras eternas, nos da el poder de tener una vida sin límites mortales, y nos bendice con la comunión con el Creador como nuestro Padre. ¿Qué es lo que perdemos en esta entrega a la vida cristiana? Solo nuestro egoísmo y el daño que nos causa el ser rebeldes.

Oración: Santo Padre, te agradezco por tu trabajo en mi vida a través de Cristo. En tu intento de recrearme a imagen de tu Hijo y mi Salvador, espero que me utilices en formas que van más allá de mi comprensión. Por favor limpia mi corazón. Por favor toma vida y úsala en forma poderosa. Por favor usa mis pensamientos y expándelos majestuosamente. Que todo lo que hago, sueño y deseo sea para tu gloria y que mi vida sea engrandecida por la influencia de tu Hijo en mí. En el nombre de Jesús, oro. Amén

 

 
 
El Versículo de Hoy en: Inglés     Portugués

 
 

Copyright © 2005, Heartlight.