El Versículo de Hoy : 26 Agosto    

Y de la misma manera, también el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; porque no sabemos orar como debiéramos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles; y aquel que escudriña los corazones sabe cuál es el sentir del Espíritu, porque El intercede por los santos conforme a la voluntad de Dios.

Romanos 8:26-27

Comentario: A veces nuestras oraciones parecen rebotar del techo cayendose al piso. En otras oportunidades somos tan paralizados por las emociones que las palabras no son capaces de captar lo que esta en nuestros corazones. Gracias a Dios por la seguridad que el poder de nuestras oraciones no descana en nuestras palabras sino en su gracia que nos es dada por la intercesión del Espíritu Santo.

Oración: Dios Santo y Padre Amoroso, gracias por darme el don del Espíritu Santo por quien tengo la seguridad máxima de saber que escuchas mis palabras, mis pensamientos y corazón cuando oro. En el nombre de Jesús, Amen.

 

 
 
 
 

Copyright © 2005, Heartlight.