El Versículo de Hoy : 4 Mayo    

Si mi pueblo, que llama mi nombre, se humilla y ora, y busca mi rostro, y se aparta de los malos caminos, entonces los escuchare desde el cielo y los perdonare de sus pecados y sanare sus tierras.

2 Crónicas 7:14

Comentario: La humildad no es un valor estimado por nuestra cultura. Sin embargo, la humildad es una característica requerida en el reino de Dios. No es tanto una demanda, sino una necesidad. Cada año nos trae más fracasos en la vida: en la moralidad, en el carácter y en la espiritualidad. Aún en nuestros mejores días, todos fracasamos en alcanzar la santidad de Dios. Lejos de progresar nos encontramos perdiendo terreno. Nuestra necesidad de acercarnos a Dios con humildad se logra en el mero acto de vivir. Así debemos de aceptar nuestra humildad y llamar a Dios, desechando nuestros pecados y buscándolo.

Oración: Dios Santo y Todopoderoso, tus obras con increíbles, tu fidelidad abrumadora y tu misericordia y gracia bendiciones más allá de nuestra imaginación. Aun así me acerco a ti sabiendo que me escuchas a pesar de la distancia increíble entre tú y yo, entre tu santidad y su falta en mi vida. Confieso que en mi país, en la cultura que me rodea, hemos creado un caos en el mundo que nos entregaste. Me acerco a ti pidiendo con humildad que actúes en nuestras naciones para que tu gloria se vea. Eso pido con fe en el nombre de Jesús, Amén.

 

 
 
 
 

Copyright © 2005, Heartlight.